Rinoplastia ¿cómo dormir después de la operación?

La Rinoplastia es un procedimiento quirúrgico que, al igual que otro tipo de cirugías, depende de una excelente recuperación para lograr el mejor resultado. La rinoplastia requiere de ciertos cuidados, pero sin duda alguna, el más importante aparece a la hora de dormir.

Dormir luego de una Rinoplastia luce todo un desafío, porque si no se hace correctamente, es posible que te lastimes la nariz y la zona cercana. Para evitar hacerte daño al dormir, en caso de que pienses hacerte este tipo de cirugía, descubre todo lo que necesitas saber para dormir luego de una rinoplastia y prepararte adecuadamente.

Rinoplastia como dormir, todo lo que necesitas saber para dormir bien

Los cuidados posoperatorios de una Rinoplastia son relativamente sencillos, pero se deben cumplir al pie de la letra para que el tiempo de recuperación no se extienda innecesariamente, y por supuesto, evitar que el dolor y malestar que puede presentarse no empeore con las horas y días.

La mayoría de pacientes suelen ver mejoría durante la primera semana, por lo que podrán volver a la normalidad y continuar con la rutina diaria luego de guardar reposo por al menos 7 días. Durante las primeras 48 horas es importante mantenerse tumbado, pero con la cabeza elevada con ayuda de una almohada.

El cirujano siempre ofrecerá indicaciones que hacer a la hora de dormir durante los primeros días de la rinoplastia. Indicaciones que se evitaran que el paciente se lastime involuntariamente o que incluso pueda perjudicar la recuperación de la operación. ¿No sabes qué hacer a la hora de dormir? Echa un vistazo a las siguientes recomendaciones.

¿Cómo acostarse después de una rinoplastia?

El dormir en una posición correcta le permitirá a tu cuerpo proporcionar el flujo sanguíneo adecuado en la zona de la nariz y sus alrededores. Por lo que, luego de la Rinoplastia tendrás que descansar adecuadamente y sobre todo dormir el tiempo necesario.

Luego de una rinoplastia, la nariz se vuelve bastante sensible a cualquier estímulo, por lo que deberás dormir boca arriba al principio del tiempo de recuperación. También será necesario usar una almohada para que la cabeza pueda estar elevada a un ángulo de 45 grados. Esto ayudará a que la hinchazón se reduzca en menos tiempo de lo esperado.

Si te resulta demasiado incómodo dormir de esta forma en tu cama, en algunos casos el lugar más cómodo para mantener esta posición es un sofá o sillón articulado. De esta forma evitarás que tu cara esté completamente recostada, algo que aumentará la sensación de dolor mientras tu rostro y nariz aún se encuentren inflamados.

Como recomendación extra, si te cuesta mucho dormir boca arriba o tienes miedo de voltearte durante la noche, puedes usar algunas almohadas extras a cada lado de tu cabeza, de manera que te impidan voltearte y por ende, lastimarte.

¿Cuántos días debo dormir boca arriba después de una rinoplastia?

Si no te gusta dormir boca arriba es momento de que te prepares mentalmente, ya que se recomienda dormir boca arriba al menos durante la primera semana luego de realizarse la rinoplastia. 

Recuerda que no solo es suficiente dormir boca arriba, también es importante préstale atención a la inclinación de la cabeza. Dependiendo de las indicaciones del cirujano, o en el caso de que quieras ser más precavido, el dormir boca arriba puede extenderse incluso a las 2 semanas luego de la operación.

¿Cuándo se puede dormir de lado después de una rinoplastia?

En el caso de dormir de lado, es aconsejable hacerlo 2 semanas después de la cirugía. Si lo haces antes es posible que no solo el dolor de la hinchazón se intensifique, también podría arruinar el resultado final de la nariz.

Luego de las 2 semanas posteriores a la rinoplastia, ya es posible dormir de lado con más tranquilidad, ya que no supondrá un riesgo para ti o tu nariz. Por lo que ya podrías quitar las almohadas que pones a los lados de tu cabeza.

Cuídate correctamente al dormir luego de una Rinoplastia

Dormir adecuadamente es fundamental para evitar que tu nariz se arruine y sobre todo, lastimarte a la hora de descansar. Si sientes que aún necesitas un poco más de orientación para cuidarte después de una rinoplastia, puede echarle un ojo a las siguientes recomendaciones:

  • Es importante que el paciente duerma solo en una cama, y así evitar que algo puede lastimarle.
  • Intenta no consumir cafeína durante la primera semana después de la rinoplastia, o al menos, evita hacerlo antes de dormir. Necesitas dormir muy bien para descansar adecuadamente,  por lo que no será necesario consumir café durante esas noches.
  • Evita revisar tu teléfono móvil. ¿Te imaginas que se te caiga tu teléfono en la cara durante los primeros días? Seguramente es extremadamente doloroso, y por la inclinación de la cabeza deberás mantenerlo sobre tu cara, lo que puede terminar muy mal.
  • Resulta un poco obvio, pero evita a toda costa dormir boca abajo, al menos durante el primer mes. Si lo haces en los primeros días después de la cirugía, tu nariz podrá arruinarse.
  • Si se te dificulta dormir cómodamente boca arriba, puedes usar algunas almohadas en las piernas y reducir la tensión en ellas. 

Cuidar tu nariz luego de la cirugía será tu mayor prioridad. No descuides tus cuidados ya sea de día o de noche, pero sobre todo ten mucha precaución a la hora de dormir. Es posible que no te guste dormir boca arriba los primeros días, pero seguramente lo agradecerás luego.

Deja un comentario